integración ciclista

BiciSanFermines 2016 en Madrid

(Una vez puesto el nombre, ¿hace falta decir en qué consisten?) ;-)

El activismo no está reñido con la diversión. El próximo 7 de julio, la gente de Madrid Ciclista nos lanzamos los primeros “BiciSanFermines” en Madrid.

¡Anímate a venir! a diferencia del encierro de Pamplona aquí no hay peligro: no queremos cornear ni rejonear a nadie, no queremos hacer fintas ni alardes testosterónicos. Simplemente queremos disfrutar la libertad y el placer que YA es circular en bici en Madrid, y celebrar la cada vez mejor relación en la capital entre ciclistas y automovilistas, que cada vez están mas acostumbrados a nosotros y son más atentos y respetuosos. Y lo queremos celebrar circulando junto con ellos, siguiendo las normas, adelantándoles y facilitándoles que nos adelanten o maniobren, colaborando con los conductores de coches para circular todos fluidamente, sin obsesionarnos por hacer “un grupo” que rueda junto.

Los BiciSanFermines son una fiesta, pero también una protesta (festiva) por los planes del Ayuntamiento de crear vías segregadas para ciclistas en el centro de la ciudad, retrocediendo de todo lo que los ciclistas hemos conseguido en estos años integrándonos y mejorando el tráfico de Madrid con nuestra presencia en él. Por eso parte de la ruta nos lleva por algunas de las calles donde el Ayuntamiento quiere construir carriles segregados, para disfrutarlas ahora que todavía molan.

Presentación1

Ven el dia 7 de julio a las 20:30 a la Plaza de Castilla (aquí, al comienzo de la Castellana) vestido de Sanfermín (camisa blanca y pañuelo rojo); si puedes, tráete un par de globos y un imperdible para colaborar en el “cohete” con el que vamos a empezar. Haremos un recorrido entre Plaza de Castilla y Atocha por esta ruta, aunque como no habrá talanqueras, puedes desviarte a tu gusto. ;-) Al llegar a la Glorieta de Atocha, daremos algunas vueltas a la rotonda con las bicis, hasta que el último de nosotros haya llegado, suene el segundo “cohete” y nos dispersemos a tomar cervezas.

 

 

Tenemos hasta el cántico adaptado:

A San Fermín venimos
por ser nuestra ocasión
nos saque del encierro
¡esto es la circulación!

Aquí un vídeo con la melodía original, por si no te suena ;-)

Para participar, RECUERDA:

  • Los BiciSanFermines no son una carrera; no son una manifestación: es una fiesta de gente rodando en el tráfico con toda la naturalidad posible.
  • No estamos para entorpecer el tráfico ni para enfrentarnos a los automovilistas, sino todo lo contrario: estamos para disfrutar de la seguridad que nos da circular colaborando unos con otros.
  • Eres el conductor de tu propio vehículo. Aunque haya varios ciclistas juntos, circulamos de forma individual, cada uno a su ritmo, y cada uno es responsable de su forma de circular.
  • Otra vez: No estamos circulando como grupo. No necesitamos mantenernos juntos. Si el ciclista de delante de ti pasa un semáforo en amarillo y a ti se te pone en rojo, te toca parar. Nos reunimos en Atocha.
  • Si te consideras un ciclista experto, presta atención y ayuda a otros que se puedan sentir inseguros. Si te sientes inseguro, busca un alguien con cara de experto con quien circular.

¡Sigue el hashtag #BiciSanFermines en Twitter para mantenerte al tanto de los detalles!

CmTd9BuWEAAcoUo

Será un encierro limpio, eso seguro; porque ni los automovilistas ni los ciclistas somos bestias.

 

Guardar

Guardar

¿Quieres empezar a circular por la calzada por Madrid y no sabes por dónde empezar?

Carlos y Elena, de Madrid Ciclista, realizaron este pequeño vídeo colaborando con la revista digital Bez, y muestran que si sabes cómo hacerlo, ir en bici por Madrid no tiene mayor dificultad que hacerlo en cualquier otro vehículo.

¿Carril bici Ya?

Viendo este fantástico vídeo, a pesar de que la conducción es mejorable y comete algunos errores no quita que sea maravilloso ver como alguien tan joven no necesite pintura en el suelo para circular en bici por la calzada:

Resulta sorprendente que el autor del vídeo siga pidiendo segregación y luego renegando de ella cuando el ayuntamiento hace lo que han pedido.

Carril-bici-garcia-noblejas-001
https://laprimeracana.wordpress.com/2015/09/20/semana-de-la-movilidad-carril-bici-provisional-en-arturo-soria/

Carril-bici-garcia-noblejas-002

https://ciudadciclista.wordpress.com/documentos-tecnicos/pcb_cl/

Si bien es parte de un documento de Bicilineal de hace 11 años, en este otro vídeo de la pasada primavera ( sí, del 2015)  insertan una imagen de una infraestructura que es igual de nefasta para la movilidad ciclista y la seguridad real y que supongo renegaran de ella cuando sea construida:

Caril bici arturo soria

No voy a ahondar en los problemas que ocasionan este tipo de infraestructuras que perjudican la movilidad ciclista y deterioran la seguridad real del ciclista, incluyendo las que se realizan en la calzada estrechando esta, un apartheid que sólo beneficia a los vehículos motorizados. Buscando en este blog es fácil encontrar más información.

Bicibús en el CEIP Manuel Bartolomé Cossío (Madrid)

Sigue creciendo el número de centros educativos de educación primaria donde la comunidad educativa organiza los llamados bicibús para realizar los desplazamientos cole-casa en bicicleta. En la ciudad de Madrid, mediante el proyecto STARS, son 3 centros educativos los que ofrecen un bicibús con 6 rutas en total. En esta ocasión os mostramos un vídeo del bicibús del CEIP Manuel Bartolomé Cossío (Madrid) que funciona mensualmente con el apoyo del AMPA.

Parque municipal de educación víal en Ávila


Excelente trabajo el que lleva realizando desde hace 20 años la policía municipal en Ávila. Y se nota, es una ciudad pequeña con apenas 60 000 habitantes que ha conseguido seguir siendo amable, a pesar de sus polígonos, y las grandes avenidas inherentes a ellos. Lo mejor es que su trafico se regula perfectamente con sólo cuatro grupos de semáforos en toda la ciudad.

Diseño contradictorio

En la Avenida de la Castellana de Madrid encontramos señales como esta:

Las reglas del tráfico que todos seguimos, y no me refiero a la ley escrita, son simples. Han de serlo para minimizar errores. Y describen la manera más segura de compartir la calzada que tenemos. Una de estas reglas es que cuando uno se acerca a una intersección su posición en la calzada depende de su destino. Es decir, si uno va a girar a la izquierda se coloca a la izquierda, si va a girar a la derecha a la derecha y si va a seguir recto se sitúa por el centro. Es decir, en ningún caso se debe girar a la derecha desde un carril que tenga otro adyacente a su derecha salvo que este último sea de giro a la derecha obligatorio. Bien, está claro entonces que esa señal representa una clara contradicción a esta regla. Por tanto sería más clara si fuese así:

Accidentes como el que tuvo la delega del gobierno en Madrid Cristina Cifuentes en un punto con una señal como esta son consecuencia de hacer calzadas que contradicen las simples reglas del tráfico. ¿Por qué se insiste en hacer calzadas que obligan a los ciclistas a circular de esta manera? vease cualquier cruce de vía segregada como este:

Si te preocupa tu seguridad cuando circulas en bicicleta lo mejor que puedes hacer es ignorar el carril bici y circular siguiendo las reglas que siguen todos los vehículos. En el caso de esa última imagen esto significa circular por donde va el coche blanco si vas a seguir recto.

Un ciclista autónomo es un ciclista seguro

TEXTO COPIADO DE enbicialtrabajo.wordpress.com (10 abril 2014)

Autonomía, la palabra clave. Ser capaz, tener las herramientas necesarias para desenvolverse el entorno, comunicarse con los demás, ser visible, señalizar, gestionar el espacio propio, gestionar la propia seguridad…. Un ciclista autónomo, fomenta la seguridad, es un ciclista seguro.

A continuación os mostramos la intervención realizada el 12 de noviembre de 2013 del psicopedagogo, pensador e ilustrador italiano Francesco Tonucci, protagonista de una mesa redonda en Matadero sobre el programa europeo STARS que se está empezando a aplicar en unos cuantos centros escolares de Madrid.

Hace dos o tres décadas los propios ciclistas organizados iniciaron las líneas de promoción de la bicicleta mediante la reivindicación de vías especiales específicas para ciclistas, es decir, “sobreprotegiendo” al ciclista que ni siquiera existía y sin considerar que su inexsitencia se debía más bien a un factor cultural y no a una falta de vía para circular, pues ahí estaban las calles. Para conseguir tal objetivo se exageró la peligrosidad de circular en bici por la ciudad fomentando el miedo y la dependencia. Esta dependencia no era solo hacia estas infraestructuras, sino también hacia los políticos y técnicos que decidían dónde y cómo hacerlas, incluso la dependencia hacia esos que se habían autoprocalmado representantes y defensores de los intereses de los ciclistas urbanos. Podemos pensar, incluso, que tal reivinidicación pecaba de falta de autoestima, pues la vía deseada ni siquiera cumplía con los requisitos necesarios para conducir la bicicleta bajo los parámetros de la conducción segura de la bicicleta. En definitiva, llevaron a cabo una práctica completamente contraria a la promoción de la autonomía de la persona, tratando a los posibles ciclistas como si fueran seres incapaces de desenvolverse por su propia ciudad, como si se tratara de auténticos “inválidos”. Por desgracia, actualmente, la gran parte de las asociaciones de ciclistas urbanos todavía sigue llevando a cabo esta práctica, aunque ahora estas vías especiales (por cierto, estrechas, sin distancias laterales de seguridad, anómalas en las intersecciones, etc.) las solicitan solo en aquellas arterias de la ciudad donde hay mucho tráfico y la velocidad máxima permitida es 50Km/h, lugares donde también son innecesarias para un ciclista autónomo que puede gestionar su propia seguridad en la calzada. Ahora que ya se han consumado dichas políticas podemos ver el resultado: en algunas ciudades se ha incrementado el número de ciclitas, pero ciclistas incapaces y miedosos que se “refugian” en las aceras o circulan generalizando la conducta arriesgada que fomenta el carril bici, es decir, circulando por el extremo derecho de la calzada.

En un país donde no ha habido tradición sobre la formación de la conducción de la bicicleta, encontramos a numerosos adultos que aún sabiendo montar en bici, desconocen cómo conducirla en la ciudad con autonomía y seguridad, tienen miedo, etc. y acaban teniendo malas experiencias, invadiendo la acera o dejando la bici en casa. Por este motivo, un pilar fundamental de la promoción del uso de la bicicleta como medio de transporte es contribuir a la construcción de la autonomía personal de los adultos, pero sobretodo de los niños para evitar los miedos que atenazan a la población adulta que no ha tenido la oportunidad de aprender a ser autónomo con la bicicleta.

Desde que se introdujo la educación vial como un tema transversal en la educación han sido muchos los colegios e institutos que, en colaboración con los ayuntamientos, han intentado impartirla a través de la policía local. Comenzaron con simples visitas para impartir charlas y repartir folletos informativos. Más tarde, derivaron en jornadas más largas y completas en donde, además, se añaden clases prácticas desarrolladas en circuitos cerrados. En numerosas ocasiones dichas sesiones prácticas se han llevado a cabo por asociaciones de ciclistas urbanos acompañándolas de un programa de concienciación medioambiental. Sin embargo, ninguno de estos métodos han servido para lograr que el alumnado adquiera el hábito de usar la bicicleta como medio de transporte de forma autónoma y segura. En nuestra ciudad, por ejemplo, se han venido realizando por Granada al Pedal que cuenta, en los últimos años, con el apoyo institucional del Ayuntamiento de Granada. En este último caso, no solo no han servido para contribuir al desarrollo de la autonomía personal de los niños, sino que refuerzan el sentido de la incapacidad y de la dependencia.

“La necesidad de tener siempre el control directo de los adultos impide a los niños vivir experiencias fundamentales como explorar, descubrir, la aventura, la sorpresa, superando progresivamente los riesgos necesarios. La imposibilidad de probar estas emociones y de construir estos conocimientos crea graves lagunas en la construcción de una personalidad adulta, en las reglas de comportamiento, de conocimiento y de defensa.” (TONUCCI, F. http://www.lacittadeibambini.org)