5 comments

  1. Anabel, yo me niego a ser enemigo de mi mismo. Soy ciclista y peatón.
    El enemigo no es el ciclista, es la DGT y el ciclatón-atonta-bicis que da a luz todos los dias CONBICI y demás.
    Quiero la tranquilidad y el respeto para el peatón y también para mi por la calzada.
    Pero mira ayer mismo un energúmeno me espetó por la ventanilla eso ya oído por muchos: “Por el carril-bici” (se refería a la acera-bici naturalmente). Mi respuesta la oyó porque aceleró y no paró.
    Me molestan y asustan más que los coches los fantasmas que aparecen cuando es lo menos esperable y te meten un chute de adrenalina. Esos fantasmas son los mismos que a los peatones se les aparecen a cualquier hora, en cualquier esquina o en cualquier descuido.
    Tengo mucha alegría cuando veo gente como tu, defendiendo el derecho de los peatones que es irrenunciable.
    Ten por seguro que estoy apoyandote en todo lo que está en mimano.
    Un saludo afectuoso.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s