[Granada] Peripecias de un cicleatón

Gracias a mi trabajo, tengo otra historia relacionada con el uso de la bici y contada por un profesor universitario durante el transcurso de su clase.

El profesor llega a las 8h de la mañana. Para atraer la atención de sus alumnos y justificar el motivo por el cual la explicación del día anterior no fue nada brillante, cuenta a sus alumnos la divertida aventura que vivió ese día durante el trayecto matutino hacia la facultad.

“Ayer estaba lloviendo y vine en bici a clase. Para colmo, casi me atropella un coche cuando bajé de la acera y crucé la calzada. Después, por la acera, la rueda trasera me resvaló y casi me caigo. Más tarde un señor casi me saca un ojo con un paragüas cuando pasé junto a él y, encima, otro señor me echa una bronca por ir en bici por la acera, a quien le contesté de muy malas maneras y con una cara de miedo. Justamente el día anterior en la TV dijeron que el Tribunal Supremo sentenció que los ciclistas pueden ir por las aceras

Como conoce que yo voy a clase en bici, al acabar la clase me preguntó

“¿sabes que ya podemos ir por las aceras?”

Le tuve que corregir y aclarar que esa sentencia solo afecta a la ciudad de Sevilla, a su ordenanza. Y que no se puede ir por todas las aceras sino por las que son de 5 metros de anchura (con 3 libres de obstáculos), a 10km/h máximo, a una distancia lateral de seguridad de los peatones y fachadas de al menos 1 metro y respetando la prioridad del peatón Además, en la ciudad de Granada solo se puede circular por aceras que estén señalizadas (artículo 27 ordenanza municipal de peatones y ciclistas), así como que el Reglamento General de Circulación (artículo 121.5) se prohíbe circular en bici por las aceras.

“Ah, pues esta acera era mucho más estrecha. Gracias por la aclaración”- Me contestó

Además, le dije que si y yo hubiera sido el peatón también le hubiera echado una buena bronca. Entonces su gesto en la cara cambió por completo. El pensaba que yo, al ser ciclista, tendría una opinión favorable a que los ciclistas tengan libertad para circular en bici. Entonces, me dijo la famosa frase:

“Pero es que no hay carriles-bici ¿por dónde vamos a ir?”

Al informarle de que ofrecemos cursos para circular en bici por la calzada sin necesidad de molestar a peatones, se le abrió el cielo y el interés.

“¿Y por qué no lo proponéis para que lo realice la comunidad universitaria?”

En eso estamos. Y para el resto de administraciones e instituciones también.

achito de la calzada: La distancia de seguridad lateral que el carril bici deja para que el resto de vehículos adelante al ciclista es de 40 cm. Por lo tanto en el carril bici te continúan adelantando a toda ostia y a 40 cm. La estrechez del carril bici no permite al ciclista circular a más de 5 km/h. Colocar al ciclista al extremo derecho de la calzada y en el ángulo ciego es tener todas las papeletas para ser atropellado en un giro a la derecha. La calzada no está libre de riesgos, pero tengo el placer de comunicarle que los problemas descritos del carril bici se evitan sabiendo circular en bici por la calzada, hay suficientes estudios y experiencia que lo demuestra. Pero hay un problema, cuando hay un carril bici en un calle se prohíbe circular en bici por la calzada. Así que no me vendas tu biblia, soy un ciclista carril ateo y tu fé la desmitifiqué hace mucho tiempo, cuando aprendí a conducir mi bici. No quiero que me metas en la ratonera. Si tu problema son los coches, haz cuanto puedas para eliminarlos porque siento decirte que con el carril bici los coches seguirán estando ahí y te cortarán las orejas en cada cruce. Los niños pueden seguir yendo con su bici por la acera… sin que la pinten de rojo y me obliguen a circular por ella. Y los papás, a ver si consiguen ser más autónomos con la bici que su vida va en ello.

Anuncios

3 comments

  1. Omar, parece que no quieres darte cuenta de varias cosas. O quizá no lleguemos a expresarlas claramente.

    1. Existe un creciente número de ciclistas que invaden las aceras, cualquier acera, originando situaciones estúpidas como la citada arriba que pueden solucionarse perfectamente circulando en la calzada. Los conductores noveles de cualquier vehículo tienen miedo también y no por ello dejamos que los motoristas circulen masivamente por las aceras. Estos conductores aprenden a conducir su vehículo. Conducir una bici en la ciudad es algo más que mantener el equilibrio y pedalear. Es necesario conocer los riesgos y saber evitarlos. Para ello, las administraciones deberían apostar por los cursos de formación voluntarios que muchas asociciones de ciclistas ya están impartiendo http://biciescuelagranada.blogspot.com

    2. Hacer un uso acrobático con la bici en el espacio público actualmente no representa un problema porque es anecdótico en cuanto a volumen de personas que lo practican. Sin embargo, el uso de la bici como medio de transporte por la acera se ha masificado en la mayoría de ciudades españolas, generando un verdadero problema para peatones; pero también para ciclistas que cada vez más acaban siendo atropellados cruzando pasos de peatones, ya que aparecen a velocidades superiores a la de los peatones imposiblitando que el resto de conductores los perciban en su campo visual para cederles el paso.

    3. Si la circulación ciclista por la acera fuera algo anecdótico y/o exclusivamente por grandes aceras, no habría por qué alarmarse. Pero esta no es la situación real. Evidentemente, crear legislación prohibitiva no es la mejor solución. Pero parece que el sentido común tampoco es muy extenso en la sociedad.

    El número de ciclistas urbanos seguirá creciendo de forma imparable. Sin embargo, advierto que las políticas de promoción del uso de la bici basadas en carriles-bici (o en nada) tendrán como resultado (si es que ya no lo estamos sufriendo) la invasión ciclista de las aceras debido a que los nuevos ciclistas seguirán sin conocer cómo conducir su bici por el resto de calles sin carril-bici y continuarán su trayectoria por la acera. Todo ello, mientras no se apueste por la formación para que el aspirante al ciclista conozca los riesgos, sepa evitarlos, pierda el miedo y sea autónomo con su bici por la calzada de cualquier tipo de calle.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s