Bicing y la guerra de Irak

Clear Channel es una multinacional de la publicidad y los mass media que, junto al Ayuntamiento de Barcelona, gestiona el BICING (sistema público de alquiler de bicicletas para el transporte en Barcelona)

TEXTO EXTRAIDO DE SALTADA POPULAR

[…] “Al mismo tiempo que había manifestaciones contra la guerra del petróleo en Irak que sucedían en la mayoría de capitales europeas, la multinacional de la publicidad y los mass media Clear Channel, organizaba y pagaba en Estados Unidos sus propias manifestaciones sirviéndose de su control prácticamente absoluto de las ondas de radio americanas (actualmente posee más de 1.200 estaciones radiofónicas sólo en EEUU). En numerosas ciudades como Atlanta, Cleveland o Filadelfia miles de manifestantes “conservadores” de extrema derecha lucían pancartas a favor de la guerra, apoyando a las tropas americanas y mostrando su desaprovación frente a las posiciones presuntamente pacifistas adoptadas por la ONU, el Partido “Demócrata” y un buen número de países europeos.Por otro lado, tal y cómo destapó el periodista del diario británico The Guardian Oliver Burkeman en un artículo publicado en Marzo de 2003, las relaciones y el juego de favores entre el gobierno de George W. Bush y la multinacional Clear Channel son tan íntimas que en los sectores críticos y conscientes del país americano se considera a esta empresa como una mera extensión propagandística del regimen imperialista yanki” […].

Anuncios

7 comments

  1. Putísima vergüenza, eso es lo que siento de mi ciudad, de mi hay-untamiento, de Barcelona.

    Hereu dimisión YA. No le basta con dar la gestión del bicing a una empresa que no tiene NI PUTA IDEA de bicicletas, bike sharing ni nada de nada, si no que encima en el pack nos regala una empresa pro-genocidio, intima del neocon de Bush y sin principios.

    Asco de todo..

    Me gusta

  2. Desaprobación es con “b” de burro.

    Como dice el Evangelio, el que esté libre de (este) pecado que tire la primera piedra.

    Francamente, la más floja de las objeciones al sistema subvencionado de bicicletas públicas de Barcelona.

    Me gusta

  3. Por supuesto que sí, continuemos comprando zapatillas Nike (cuya procedencia es DE SOBRAS conocida por todos), bebiendo Coca-Cola (empresa que a día de hoy continua ejecutando sindicalistas en Sudamérica mediante matones a sueldo) y cogiendo el Bicing diariamente como PUTOS BORREGOS.

    Esperemos que almenos las actuales y futuras generaciones del tercer mundo sobre las que estamos vertiendo tal cantidad de mierda y desesperación tengan el suficiente buen gusto como para vengarse de Occidente algún día en forma de Jihad o algo parecido.

    Me gusta

  4. ciudadano_conformista dijo:

    Por supuesto que sí, continuemos comprando zapatillas Nike (y algo más de acidez)

    No veo por ninguna parte que Cook haya dicho que está a favor de C_Ch (y mucho menos de Nike ni de CocaCola) ni nada parecido. Sólo veo que dice que el tema de sus complicidades con la guerra de Irak es “la más floja de las objeciones” al Bicing de Barcelona.

    Y creo que, hablando estrictamente, tiene razón. Hay objeciones bastante serias que se pueden plantear, por ejemplo respecto a la poca transparencia en la adjudicación y financiación del asunto, o respecto al daño que el Bicing está haciendo a la microeconomía local relacionada con la bicicleta (tiendas, talleres, etc.)

    Uno puede tener opiniones nítidas y un buen cabreo sobre la guerra de Irak, sobre los efectos de la concentración/corrupción político/empresarial, sobre el trabajo esclavo y el consumismo y sobre tantas cosas que van mal, pero eso no es excusa para mezclar las churras con las merinas ni para dejar que la ideología oscurezca el análisis ni que los exabruptos sustituyan a los argumentos.

    Me gusta

  5. A los “héroes” & cía:

    Tanto la iniciativa de la Saltada Popular cómo muchas otras plataformas han argumentado con anterioridad suficientemente cómo para poder posicionarse en contra del Bicing de una forma coherente sin que el texto presente resulte la única y “más floja” objeción a este “servicio de transporte público”.

    Digáis lo que digáis, Clear Channel es una gran corporación privada con unos objetivos, ideario y políticas más que cuestionables, hecho que se hace palpable tanto en el origen de las propias bicicletas (míseros productos de la explotación) como en el trato a los empleados, funcionalidad y previsión del servicio etc.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s